¿De qué se ríe Condoleezza?

Pie de foto de La Jornada, que desplegó esta foto en casi toda su primera plana:

Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes, besa el anillo del papa Benedicto XVI durante el encuentro con la cúpula política estadunidense en la Casa Blanca; el mandatario George W. Bush encabezó la ceremonia de bienvenida. En comunicado conjunto, los dos jefes de Estado trataron el tema de Latinoamérica, sobre todo en relación con los migrantes Foto Reuters

Anuncios

3 Replies to “¿De qué se ríe Condoleezza?”

  1. Tengo un minicomentario, y ello debido a que el Vaticano se reservo el hacer comentarios antes de la visita. Hay que notar que las primeras declaraciones papales fueron en el vuelo hacia E.U. De este modo “la jugada” esta por destaparse. Solo quisiera resaltar el uso de la terminologia para definir a la sociedad norteamericana como “pluralista” esto en contraste con el uso local de “multicultural.” Esta ultima referencia normalmente se usa en alusion a “las minorias” etnicas que estan por un lado, y los “anglos” por el otro. El termino pluralista es mas global ya que involucra a las mujeres, discapacitados, gays, y demas. Sera este termino reflejo de esta estrategia, o simplemente una “mala traduccion’?

  2. Hay que reconocer la posibilidad de una mala traducción, porque muchas veces falta experiencia en el ámbito cultural, no sólo en el manejo del idioma, para hacer traducciones relativamente confiables. No olvides que hay un viejo adgio que dice que “el traductor es un traidor”.

    Pero bueno, ya que no te quisiste meter en la interpretación de la sonrisa de Condo… ¿qué me dices de la image de Pelosi y el beso del anillo papal? Aquí hubo todo un debate sobre el beso de Fox al anillo. ¿Allá se ve más normal?

  3. En terminos protocolarios, y siendo Estados Unidos en su mayoria protestante, el gesto de Pelossi indica “soy catolica.” A mi me toco, a nivel mas modesto por supuesto una discusion protocolaria. Resulta que el cardenal Roger Mahoney dio una misa en las instalaciones del museo en que trabajaba. Para no caer en bochornos discutimos cual seria nuestro saludo al recibirlo. Me pasaron la bolita, por ser el unico catolico del staff. De este modo mis companeros le estrecharon la mano diciendol “Cardenal bienvenido” y yo le dije “Monsenor, es una alegria conocerlo. El reconocio mi gesto al ponerme la mano sobre el hombro, y solo a mi.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s